2.2. El suelo y los seres vivos como recursos

Imágen 22. Autor: Desconocido. Autorizado su uso educativo no comercial

El suelo es la base donde se asientan la mayoría de los recursos que nos proporciona la biosfera, como alimentos, madera o leña.

La agricultura intensiva

La necesidad de alimentos ha hecho que la superficie cultivable sea cada vez mayor, convirtiendo grandes terrenos de bosques en zonas de cultivo. Además, para conseguir mejores cosechas se utilizan una gran cantidad de fertilizantes y para evitar plagas de hongos, insectos y malas hierbas se utilizan plaguicidas y pesticidas. Estas sustancias acaban disolviéndose en el agua e incorporándose a las cadenas alimenticias.

Los problemas principales originados por la agricultura intensiva son:

  • Contaminación de las aguas superficiales y subterráneas por nitrógeno y fósforo.
  • Erosión del terreno.
  • Agotamiento de los minerales del suelo.
  • Salinización del suelo en zonas secas.

Como consecuencia de estos problemas, el suelo se va agotando y desertizando, obligando a abandonar unos terrenos para arar otros nuevos que, a su vez, se agotan. Un ejemplo es la progresiva deforestación de la selva del Amazonas para conseguir suelo cultivable.

Hoy en día se empieza a utilizar una agricultura más respetuosa con el medio ambiente, que combina técnicas modernas y tradicionales. Por ejemplo, el abonado se realiza con fertilizantes orgánicos y desechos de cultivos; el riego se realiza por goteo; los cultivos suelen ser mixtos o alternando con plantas leguminosas; y para controlar las plagas se introducen determinados depredadores, como las mariquitas para eliminar los pulgones de las plantas.

Icono IDevice Objetivos
Si quieres saber cómo los nitratos (compuestos nitrogenados) son utilizados por los vegetales y las plantas puedes ver la presentación Nitratos en vegetales y hortalizas.

La sobrepesca

En los océanos podemos distinguir varias zonas:

Imágen 23. Autor: clubdelamar.org. Licencia Creative Commons
  • la zona litoral, que está constituida por las aguas que se encuentran sobre la plataforma continental que rodea los continentes, en ella abunda el plancton vegetal y es donde se encuentran los principales caladeros de pesca;
  • la zona pelágica, que es la región de mar abierto a partir de la plataforma continental. En esta zona, la vida disminuye con la profundidad, a medida que desciende la luz. Contiene abundantes recursos minerales, como los nódulos de manganeso o los sulfuros masivos de diferentes metales. En ambas zonas se encuentran recursos petrolíferos.


Los pescadores tradicionales obtenían los recursos del mar sin alterar las poblaciones marinas; sin embargo, las nuevas tecnologías han permitido construir buques congeladores en los que se procesa de forma inmediata el pescado capturado.

Numerosos buques utilizan redes de arrastre, que se desplazan por el fondo y capturan todo tipo de especies aunque estas no sean comerciales, o redes de deriva, que son cortinas que flotan sobre el agua, donde se enredan tortugas, delfines, e incluso aves marinas. Pueden tener hasta 60 km de largo, aunque la legislación actual no permite que superen los 2,5 km.

Este exceso de explotación se conoce con el nombre de sobrepesca, y amenaza con el agotamiento de las reservas, pues se realiza a un ritmo superior a la tasa de renovación de las especies. Como resultado, hay poblaciones que no se han podido recuperar, han desaparecido algunas pesquerías y algunos caladeros se han cerrado.

Para permitir la recuperación de los bancos de pesca se realizan paradas biológicas temporales, y vedas que impiden pescar durante los periodos de reproducción.

Icono IDevice Pre-conocimiento
¿Sabías que se conoce como Guerra del bonito al enfrentamiento entre las flotas pesqueras española, francesa y británica por el uso de redes de deriva ilegales?
 
El principal motivo de este conflicto fue la denuncia, por parte española, del uso de redes de deriva ilegales utilizadas por las flotas francesa y británica. Según la legislación de la Unión Europea, el tamaño máximo de estas redes ha de ser 2,5 km, pero se ha demostrado que se habían estado utilizando redes de una longitud superior a 10 km.

La ganadería intensiva

Imágen 24. Autor: Eduard Feliú. Licencia Creative Commons

Además de pescado, se consume mucha carne y productos lácteos, debido al aumento del nivel de vida en ciertas partes de nuestro planeta. Se han incorporado nuevas tecnologías para incrementar el número de animales que la población demanda. Esto se denomina ganadería intensiva.

Algunas de sus ventajas son:

  • Obtener la máxima producción en el menor tiempo posible.
  • Adaptarse a la demanda de los consumidores.
  • Conseguir productos de iguales características y más fáciles de distribuir.
  • Comercializar a gran escala.

Los inconvenientes de la ganadería intensiva son:

  • Gran consumo de energía.
  • Es muy contaminante, debido a la acumulación en zonas concretas de enormes masas de deyecciones, que no pueden ser recicladas en los agrosistemas convencionales.
  • Es una forma insostenible de explotación, ya que no puede mantenerse indefinidamente en el tiempo.

Los bosques

Desde el comienzo de la agricultura hasta la actualidad los bosques han disminuido considerablemente, especialmente grave es el caso de lo bosques tropicales.

Autor foto: F. Roche.
Floragon

Autor: D. Gómez
Floragon

Se denomina deforestación a la destrucción a gran escala de las formaciones forestales como consecuencia de la intervención humana. Las principales causas: La extensión de cultivos y pastos para el ganado, el desarrollo urbano, la introducción de nuevos cultivos para la alimentación humana o animal, como la soja y el aceite de palma, la obtención de madera y leña, los incendios forestales y la fabricación de papel.

Entre los beneficios que aportan los bosques a la humanidad destacan los siguientes:

  • Contribuyen a reducir el efecto invernadero porque retiran de la atmósfera grandes cantidades de CO2 que transforman en materia orgánica.
  • Amortiguan la erosión del suelo, sobre todo en las pendientes donde dicho efecto es más intenso.
  • Albergan gran parte de las especies vivientes.
  • Controlan las inundaciones y previenen la sequía.
  • Proporcionan combustible en forma de leña y madera para uso humano; además, de los bosques tropicales se pueden obtener medicinas, aceites, caucho, materias textiles, resinas, forraje, etc.