Tema 2. Diferenciamos los tipos de palabras variables

En la Unidad 1 estudiamos el concepto de palabra y cómo distinguirla dentro de una oración. ¿Recuerdas?
  • Van separadas por espacios en blanco.
  • Tienen movilidad dentro de la frase; es decir, pueden cambiar su posición sin alterar el significado de aquella.

Existen varios criterios para diferenciar los tipos de palabras. Nosotros ya conocemos uno de ellos basado en su estructura morfológica.

En esta ocasión, vamos a centrarnos en su función y, para ello, vamos a establecer estos dos grandes grupos:


Variables

Invariables

Sustantivo
Adjetivo
Verbo
Pronombre
Determinante
Adverbio
Preposición
Conjunción
Interjección

 

Elaboración propia. Cedidos todos los derechos a la Junta de Extremadura

Iniciamos, pues, el estudio de la Gramática; y lo hacemos con el propósito no solo de que conozcas los tipos y funciones de las palabras. También para que este conocimiento te ayude a mejorar tu expresión escrita. Antiguamente, como sabes, no todo el mundo tenía acceso a unos estudios. En estos casos, se hacía alusión al término de Gramática parda para referirse a aquellas personas sin formación académica que poseen un cierto tipo de sabiduría natural, pero a los que se consideraba bastos, rudos, ordinarios e ignorantes. Afortunadamente, esta situación ha cambiado y tú puedes conocer aquí la verdadera Gramática.

¿Para qué es necesario distinguir cada tipo de palabra? Necesitamos poder realizar con soltura un análisis morfológico para poder abordar, posteriormente, el análisis sintáctico de la oración. Por esta razón, queremos que pongas todo tu interés en conocer los rasgos que nos permiten diferenciar unas palabras de otras.

Para hablar sobre los elementos que constituyen la realidad, empleamos el sustantivo. Sin embargo, la comunicación resultaría extremadamente pobre si solo pudiéramos nombrar los seres sin precisar ninguna otra información sobre ellos. La realidad puede tener diferentes colores, tamaños, formas...; es decir, puede presentarse con múltiples cualidades. Un animal puede ser salvaje o doméstico; una novela, aburrida o entretenida. En definitiva, necesitamos hacer uso del adjetivo.

Además, los seres que forman parte de esa realidad actúan, se relacionan entre sí, tienen rasgos que los identifican y, por lo tanto, son, piensan, escuchan, corren, estudian, trabajan... El verbo es el encargado de expresar estas acciones.

Tú hablas mientras yo te escucho; nosotros nos comunicamos porque todos queremos formar parte de una comunidad: ellos, vosotros, alguien... Los pronombres nos facilitan el intercambio de información, puesto que nos permiten expresar posesión, cantidad, relación de proximidad o lejanía, etcétera, sin necesidad de repetir incansablemente el nombre, al que sustituyen.

Del mismo modo que la actividad social empieza, generalmente, con la presentación del individuo, también las palabras necesitan presentarse. Y lo hacen mediante el uso de los determinantes (artículos, demostrativos, indefinidos, numerales...).

George va a completar sus estudios de gramática. ¿Lo acompañas?