Quincena 5ª-. La oración compuesta.

La oración compuesta.

Recuerda que la oración presenta los siguientes rasgos:
  • Expresa por sí sola un propósito comunicativo.
  • Consta, al menos de una proposición o juicio.
  • Presenta un sintagma verbal, con verbo en forma personal.
  • Está delimitada por pausas y posee una entonación propia.
Según esta definición, las siguientes son oraciones:

Juan tendrá pronto un hijo.

Amanece

Sal de aquí.

Es invierno pero hace calor.

No hay quien pueda con él.

Algunas de estas oraciones tienen más de un verbo en forma personal: son oraciones compuestas. Las oraciones compuestas son, por tanto, oraciones con más de un verbo.

Procedimientos de Composición

La lengua española dispone de dos procedimientos básicos para la composición de oraciones.

Coordinación

Dos o más oraciones independientes se relacionan para formar una sola.

Me ha encantado tu visita pero estoy muy ocupado

Al conjunto de dos o más oraciones coordinadas se le llama grupo oracional.

Subordinación

Una oración funciona como un constituyente de otra. Las oraciones constituyentes de otras se llaman oraciones subordinadas.

Me ha dicho que estaba contenta con mi trabajo.

Ambos procedimientos pueden combinarse:

Me ha dicho que volverá pronto y que habrá cambios.

Pueden eliminarse, a veces, los elementos de enlace, a lo que se da el nombre de yuxtaposición. La yuxtaposición se da tanto entre coordinadas como entre subordinadas:

Me ha encantado tu visita; estoy muy ocupado.

La Coordinación

Es un procedimiento que relaciona unidades sintácticas de la misma categoría y función. Pueden coordinarse entre sí.

  • oraciones independientes: iba y venía.
  • oraciones subordinadas: me preguntó si iba o venía.
  • sintagmas: el oficial y el soldado se saludaron.
Actúan como elementos coordinantes:

  1. las conjunciones coordinantes: y, pero, o,etc.
  2. locuciones conjuntivas: no obstante, sin embargo, amén de, es decir, etc.
  3. correlaciones de palabras (pronombres, adverbios...): algunos se divertían,otros no.

Tipos de Oraciones Coordinadas.

  • Copulativas: suman sus significados. Las conjunciones copulativas son y(e), ni.

    Llegamos, (y) vimos el panorama y nos fuimos.

  • Disyuntivas: presentan sus significados como opuestos. La conjunción disyuntiva es o(u).
    a) excluyentes: Lo conseguiremos o nos dejaremos la piel en el empeño.
    b)  no excluyentes: Se inscriben los que están empadronados o los que trabajan aquí.

  • Distributivas: sus significados son alternativos y la coordinación se establece mediante correlaciones de palabras (pronombres, adverbios...):

    Unos días limpiaban las calles, otros la playa.

  • Adversativas: expresan un contraste de significados entre dos elementos. Las conjunciones adversativas son pero, mas, sino (que), aunque y las locuciones sin embargo, no obstante.

    No escribe, pero (sino que) llama por teléfono

  • Explicativas: La segunda coordinada aclara el significado de la unidad precedente. Son locuciones explicativas o sea, es decir, mejor dicho, esto es.

    Eso lo hace para hacer daño; o sea, para fastidiar

  • Consecutivas: Las oraciones unidas por luego, conque, así que, de modo que, por consiguiente, por lo tanto, por eso; la segunda de las cuales expresa una consecuencia de la primera, pueden ser consideradas coordinadas:

    Había dormido muy poco, así que tenía mala cara.

Tipos de Oraciones Subordinadas

La función de una oración subordinada equivale a la de un sintagma.
  • Subordinadas sustantivas: funcionan como un SN:

    Deseaba que regresara (=su regreso).

  • Subordinadas adjetivas: funcionan como un SAdj o SPrep, complementando a un sustantivo:

    Se compró un reloj que brilla (= brillante)

  • Subordinadas adverbiales: funcionan como un SPrep o SAdv (CC y CO)

    Se retiraron cuando anocheció (= entonces, CC de Tiempo).

    Según dice el delegado (= En opinión del delegado, CO), habrá huelga.

No siempre es posible sustituir una oración subordinada por un sintagma.
En resumen, las funciones de las oraciones subordinadas son las siguientes:
FUNCIóN ORACIONES
Sujeto
Mod. o CN

Compl. del Adjetivo
Compl. del Verbo


Co

Subordinada sustantiva:
Subordinada sustantiva:
Subordinada adjetiva:
Subordinada sustantiva:
Subordinada sustantiva:

Subordinada Adverbial:
Subordinada Adverbial:
Me gusta que seas sincero.
Tuvo la oportunidad de ascender.
El suyo era el coche que más resplandecía.
Estaba seguro de que volverías.
Quiero que vuelva (CD)
No se acordaba de que me debía dinero (CR)
No ha llegado porque está de viaje (CC).
Por mucho que trabaja, no lo consigue.

Subordinadas Adjetivas

Función y Significado

Funcionan como SAdj, constituyentes de un SN; o sea, como Complementos del Nombre (CN), también llamados Modificadores (Mod). El sustantivo al que complementan recibe el nombre de antecedente.
La póliza cubre la cirugía estética que no se relacione con accidente
      n (Antecedente)     CN (Oración Subordinada Adjetiva)
Por su significado, se clasifican en:
Especificativas: restringen la significación del nombre al que se refieren (antecedente).
Me desagradan los animales que se arrastran por la tierra.
Explicativas: no modifican la extensión del nombre.
Me desagradan las serpientes, que se arrastran por la tierra.

Tipos

Las que llevan el verbo en forma personal, van encabezadas por los relativos y reciben también el nombre de Oraciones de relativo.
Se han helado las patatas que sembramos.

Las que llevan el verbo en forma no personal, no llevan sujeto propio. El sujeto suele ser el mismo que el del verbo principal. Hay dos clases:
De Participio: Los daños originados por el maremoto han sido enormes.
De Gerundio: Había dos o tres mujeres aguardando a la puerta.

Sustantivación

Las oraciones adjetivas se sustantivan mediante el artículo y funcionan entonces como oraciones subordinadas sustantivas: Se lo dio a los que lo necesitaban. (CI)

Los relativos.

Significado: Los relativos se refieren a un nombre (antecedente), cuyo significado toman y al que complementa la oración subordinada de relativo.
Sintaxis: El relativo tiene una función sintáctica doble: es un indicador o nexo de la subordinación y un constituyente de la oración subordinada:

Hay personas  que    no    tienen    límite.
                         Suj   CO      V            CD

Morfología

Los Pronombres pueden realizar varias funciones en la oración subordinada.
  • Que es invariable. Puede precederlo un artículo concordado. Estamos ante la puerta que (CD) forzaron los ladrones.
  • Quien concuerda en número. Su significado es de persona. Recuerdo a su hijo, a quien (CD) no veo desde la infancia.
  • Cual concuerda en número. Se emplea con artículo. No hemos encontrado al camarero del cual (CR) te hablé.
  • Cuanto es neutro y raramente lleva antecedente. Bebió (todo) cuanto (CD) quiso.
Los Determinantes funcionan como un determinante o actualizador del SN.
  • Cuyo tiene valor posesivo del nombre con el que concuerda. En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme.
  • Cuanto introduce a menudo oraciones adjetivas sin antecedente Me baño cuantas veces quiero.
Los Adverbios: Sus antecedentes, si los hay, son nombres o adverbios de lugar, tiempo o modo. En la oración subordinada desempeñan la función de CC.
  • Donde: Se había caído la casa donde habían vivido.
  • Cuando: Me lo comentas ahora, cuando no hay remedio.
  • Como: Colócate así, como te enseñaron.
Estos adverbios frecuentemente no llevan antecedente. Entonces las oraciones subordinadas se consideran adverbiales: Vive como quiere.

Oraciones Subordinadas Sustantivas

Desempeñan en la oración las funciones de un sustantivo o un SN y pueden conmutarse por un SN o un pronombre: No deseaba que se hiciera mayor ► No deseaba eso.

Formas

  • Que + verbo en forma personal: No quería que lo ascendieran.
  • Verbo en infinitivo: No quería ascender.
  • Interrogativas directas: -¿Tú lo sabes? -preguntó el chico a la chica.
  • Interrogativas indirectas: El chico preguntó a la chica si lo sabía.

Los interrogativos

Como los relativos, tienen la doble función de enlaces de subordinación y de constituyentes de la oración. En la subordinada pueden funcionar como
  • Determinantes: No sé qué hora es. (Det. del Sujeto)
  • Pronombres: No sé qué te pasa. (CD)
  • Adverbios: Dime cuándo volverás. (CCT)

Funciones

Pueden desempeñar cualquier función propia del SN, como Suj, CD, CR, CN, o CAdj. Las interrogativas no funcionan como Suj.
Me disgusta que apure tanto las situaciones. (Suj)
No creo que venga hoy. (CD)
Se ha olvidado de que lo llamaste. (CR)
Me inquieta la duda de si está preparado. (CN)
Estaba deseoso de verte.(CAdj)
Las oraciones adjetivas sustantivadas también desempeñan cualquier función del SN. El mural fue pintado por los que (quienes) se han ido. (CAg) Las oraciones que complementan a un adverbio o son término de preposición suelen clasificarse como oraciones subordinadas adverbiales:
Llegaremos antes de que termine. (CAdv. → Sub. Adv.)

Oraciones Subordinadas Adverbiales

Forman un conjunto de oraciones subordinadas bastante heterogéneo, que se denominan según su significado. Suelen distinguirse entre ellas:

  • Las Adverbiales propias, que funcionan como un CC y equivalen a un adverbio.

    No siempre va donde quiere. (=allí, CC)

  • Las Adverbiales impropias, que funcionan como CC o CO, pero no pueden sustituirse por un adverbio.

    Vino para quedarse. (CC)

    Aunque hacía frío, dio su paseo. (CO)

  • Las Comparativas y Consecutivas, que funcionan más bien como cuantificadoras del nombre, el verbo, el adjetivo o el adverbio.

    Estaba tan cansado que no podía tenerse en pie. (Consecutiva).

    Era tan grande como una cuba de vino (Comparativa)

Adverbiales Propias: Subordinadas de Lugar, Tiempo y Modo

Expresan la situación en el espacio o en tiempo, o la manera de desarrollarse la acción y su función sintáctica es la de CC de Lugar, Tiempo o Modo.

  • Las subordinadas de lugar con verbos de movimiento pueden expresar origen, destino, dirección, etc.: Hay quince kilómetros desde donde partimos.
  • Las subordinadas de tiempo pueden ser simultáneas, anteriores o posteriores al verbo principal: Todo ocurrió mientras dormíamos  (Simultánea).
  • El modo se expresa frecuentemente mediante comparaciones, y el verbo se omite a veces: Trabaja como (lo haría) un esclavo.
Cuando aparecen en oraciones con los verbos ser o estar, algunos gramáticos consideran que funcionan como atributo:  El cuadro será como tú quieras (=así).

Frecuentemente son introducidas por los adverbios relativos donde, cuando y como (sin antecedente).

Algunas construcciones con el verbo en forma no personal funcionan como adverbiales de tiempo:
Se encontró con un amigo al entrar en el cine (=cuando entraba en el cine).
El jugador se lesionó estirando los músculos (=cuando estiraba los músculos).
Finalizada la sesión, se cerraron las puertas del teatro (=Después de que finalizó la sesión)

Adverbiales Impropias.

Establecen relación con la oración principal, sin formar parte de ella. Al conjunto de la oración principal y la subordinada puede llamársele grupo oracional, como al de las coordinadas.
Suelen ir introducidas por conjunciones, aunque a veces no las hay cuando el verbo está en forma no personal: De haberlo sabido (=si lo hubiera sabido), te habría llamado.
Su función suele ser la de CO, pero a veces las de Causa y Finalidad funcionan como CC nominales (no adverbiales): Lo supe porque yo lo había vivido (=por experiencia) (CC de Causa)

Subordinadas Condicionales (CO)

Las Subordinadas Condicionales, también llamadas prótasis, expresan una posibilidad, de cuyo cumplimiento depende lo expresado en la oración principal, o apódosis. Suelen ir introducidas por las conjunciones si y como y por las locuciones con tal de que, a condición de que, siempre y cuando, siempre que, en el caso (supuesto) de que. En el caso de que lo hubiera sabido a tiempo, sin duda te habría llamado. Las condicionales irreales (aquellas cuya hipótesis parece improbable o imposible) van en subjuntivo: Si viniera, saldrÍamos.

Subordinadas Concesivas (CO)

La Subordinada Concesiva expresa una posibilidad, que contrasta con lo expresado en la oración principal:  Aunque allí haga calor, yo iré abrigado. Hay bastante semejanza de significado entre las concesivas y las coordinadas adversativas, que también expresan un contraste, pero las adversativas no plantean hipótesis, sino que informan de hechos reales: Allí hace calor, pero yo iré abrigado. Los nexos más frecuentes son conjunciones y locuciones conjuntivas como aunque, a pesar de que, pese a que, así, aun cuando, por más (mucho, poco) que, y eso que, etc. Con frecuencia, el verbo está en forma no personal: Aun habiendo estudiado mucho, no ha aprobado.

Adverbiales Impropias

Subordinadas Causales y Finales

Estos dos tipos de oraciones pueden funcionar como CC de causa y finalidad, respectivamente, o como CO.

CC

Las oraciones subordinadas son la causa o la finalidad de lo expresado en la oración principal. Frecuentemente, pueden ser sustituidos por un SPrep., y responden a una pregunta:

Ha venido para verte(=para eso).

- ¿Para qué ha venido? - Para verte.

No trabaja porque está enfermo (=por eso).

- ¿Por qué no trabaja? - Porque está enfermo.

CO

Las oraciones subordinadas no son la causa o la finalidad; son la razón de que se diga lo expresado en la oración principal:

Para que lo sepas, no pienso ir.

-(Te lo digo) para que lo sepas

El ladrón era chapucero, porque dejó huellas.

-(Lo digo) porque dejó muchas huellas.

Nexos

Las Causales son introducidas por porque, ya que, puesto que, como, dado que, pues... Las Finales son introducidas por para que, a que, que, a fin de que... y van en subjuntivo. También pueden ir en infinitivo, sin que: Ha llegado para saludarte.

Adverbiales Comparativas y Consecutivas

Modifican a nombres, adjetivos, verbos y adverbios, cuantificándolos.

Subordinadas Comparativas

Las Adverbiales Comparativas funcionan como término de comparación, expresando cantidad, intensidad o grado.
Son introducidas por conjunciones: que, como..., y presentan en la principal un adverbio de cantidad o un determinante intensivos: Su enfermedad era la más grave que había sufrido nunca. Frecuentemente, en el término aparece sólo lo que difiere de la principal y se omiten los otros elementos: Corre más que un galgo.

Subordinadas Consecutivas.

El nombre Consecutivas se aplica a dos estructuras diferentes:
  • No intensivas: Había dormido muy poco, así que tenía mala cara. En las consecutivas no intensivas, la oración subordinada es la consecuencia de lo expresado en la principal. Las dos oraciones son independientes, de modo que su relación se asemeja a la de dos coordinadas.
    Son introducidas por conjunciones y locuciones (luego, conque, así que, de modo que, por consiguiente, por lo tanto, por eso...)
  • Intensivas: Había dormido tan poco que estaba de mal humor. En las intensivas, la subordinada muestra el grado del nombre, el adjetivo, el verbo o el adverbio. El núcleo va intensificado por tan, tanto, tal. Son introducidas por la conjunción que: Es tan grande que no cabe por las puertas.
    a menudo, la consecutiva es una frase coloquial:  El asunto está que arde.

1. Clasifica las siguientes oraciones compuestas en coordinadas o subordinadas, especificando el tipo de coordinada o de subordinada:

  • El camino era más corto y se tardaba algo menos.
  • Había empezado a llover mientras trabajaba.
  • Sabía que su manifestación era cuestión de tiempo.
  • Todo cuanto hacía parecía banal.
  • Condujo con precaución por la carretera que bordeaba la costa.
  • La realidad no sería tan justa como todos suponían.
  • Le costaba mantener el coche en la carretera.
  • Si derribaran la casa, muchos vecinos deberían irse.
  • Seguía lloviendo, así que condujo con precaución.

2. Escribe sendas oraciones compuestas que relacionen las siguientes oraciones mediante enlaces subordinantes:

  • Había empezado a llover — Se suspendió el partido.
  • Estaba trabajando mucho — No tenía tiempo para su familia.
  • Seguía lloviendo mucho más tarde — Llegó a casa.
  • Condujera con prudencia — No podría evitar los riesgos.
  • Viniesen los amigos / Echarían una partida.
  • Te han advertido muchas veces / No puedes hacer eso.
Imagen

3. Conecta mediante distintas conjunciones coordinantes las siguientes parejas de oraciones:

  • Salió poco abrigado - Cogió un resfriado.
  • Algunas personas paseaban - La mayoría contemplaba la escena.
  • Ha llegado muy sonriente - Va a pedirnos algo.
  • No fuimos a verle - Nos quedamos en casa.
  • Este invierno ha llovido mucho - No ha nevado.
  • ¿Han llegado todos? - ¿Falta alguien?

4. Analiza sintácticamente las siguientes oraciones, según el modelo de la página 12 de contenidos de la quincena anterior.

  • Algunos pensaban que ya era tarde.
  • Los animales que no son previsores sufren en invierno.
  • Cuando el lino creció, los pájaros se arrepintieron.
  • Analizó el problema y encontró rápidamente una solución.
  • Mantener la misma idea todo el tiempo lo convierte en un testarudo.
  • Es muy importante que confirmes tu asistencia.
  • Aunque no le da importancia, es consciente de su valor.

5. Identifica en el siguiente texto una oración simple, dos oraciones coordinadas de distinto tipo, dos oraciones subordinadas sustantivas, dos adjetivas y dos adverbiales, clasificando estas últimas:

Faltaba la más negra. Oyeron las cuatro tarascas amigas de Estefanía que se acusaba a la Siona, de quien una de ellas era sobrina carnal, y acudieron como leonas o panteras a la ventana, con la buena intención de defender a la culpada. Pero lo hicieron en forma tan brutal y canallesca, que hubimos de intervenir para poner un freno a sus inmundas bocas. No hubo insolencia que no vomitaran sobre el sacerdote árabe y manchego, ni vocablo malsonante que no le dispararan a quemarropa... “¡Miren el estafermo, el muy puerco y estropajoso, mal comido, alcuza de las ánimas! ¡Acusar a Siona, la señora de más conciencia que hay en todita la cristiandad! ¡Sí señor, de más conciencia que los curánganos, que no hacen más que engañar a la gente honrada con las mentiras que inventan!... ¿Quién es él, ni qué significan sus hábitos negros de ala de mosca, si no hace más que vivir de gorra, y no sabe ganarlo? ¿Por qué el muy simple no se agencia bautizos y funerales, como otros clerigones que andan por Madrid con muy buen pelo?... Misas a granel salen para todos, y para él nada: miseria, y chocolate de a tres reales, hígado y un poco de acelga, de lo que no quieren las cabras...
insert table here

Metáforas sintácticas

En la metáfora damos el nombre de una cosa conocida a otra que se le parece. Como velar significa estar despierto y despertar es abrir los ojos, ver la luz, damos el nombre de vela a un objeto de cera u otras sustancias con el que puede hacerse luz.

Las metáforas, las del lenguaje, no las de la poesía, son muy numerosas. Una caída puede dañarnos. Por eso, muchas cosas que nos dañan física o espiritualmente son una caída:

cayó en desgracia, ha caído la bolsa, su valor cayó por un precipicio, cae su autoestima...

La metáfora es, pues, una analogía, una semejanza, un parecido. Y es frecuentísima en el lenguaje. Incluso hay metáforas sintácticas. Dar es traspasar la posesión de algo a otra persona: Juan dio una chocolatina a la niña.

Imagen

Hablar, contar pueden considerarse desde este punto de vista como regalos que se dan a otra persona. Así pues:

Juan dio una charla a los vecinos.
Juan contó un cuento a los niños.

Y como lo opuesto es lo análogo, pero al revés, resulta que pueden darse regalos negativos. Por lo tanto: Juan dio un puñetazo a la mesa.

En todas estas oraciones, alguien (Sujeto) da un objeto (CD) a un destinatario (CI); aunque a veces, metafóricamente, el objeto se haya convertido en un puñetazo y el destinatario en una mesa. La analogía es un poderoso agente del lenguaje.

insert table here

Apéndice:


En el siguiente enlace puedes descargar los contenidos de la quincena en formato PDF.
Este formato te permite leer el libro en lectores electrónicos, e-readers, y en otros dispositivos de mano.
También puedes imprimirlos para tener el libro en papel.

Contenidos.

Créditos:

Dirección y coordinación general:

Instituto de Tecnologías Educativas del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

Coordinación y diseño: Eusebio González Muñoz

Autores:

  • José Antonio Becerril Pérez
  • Roberto Bravo de la Varga
  • Fernando Cañamares Leandro
  • José Mato Gómez
  • Carlos Rodríguez Álvarez

Derechos generales sobre esta obra:


ITE Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, 2011

Las instituciones mencionadas anteriormente presentan esta obra bajo licencia Creative Commons.
De acuerdo con dicha licencia, esta obra puede ser transmitida, utilizada, e incluso modificada, siempre que no exista ánimo de lucro o interés comercial. (Ver condiciones de la licencia).

Procedencia de las imágenes originales.

Todas las imágenes de esta obra han sido modificadas y editadas por los autores.

La mayor parte de las imágenes en las que se basan las ilustraciones de este libro proceden del banco de imágenes y sonidos del ITE.
Se puede acceder a los originales y a otra información complementaria en: Banco de imágenes y sonidos.

Un número de imágenes son de elaboración propia, y los autores autorizan que queden incluidas en los términos de la licencia general de la obra.

Un reducido número de imágenes originales procede de fuentes públicas y abiertas como:
  • Biblioteca Digital Hispánica. Biblioteca Nacional.
  • Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.
  • http://www.picto.qc.ca/.
  • http://etc.usf.edu/clipart/index.htm
  • http://www.flickr.com/creativecommons/
  • Wikipedia.
Imagen