Tema 3. El sustrato de la vida: el suelo

Imágenes de animación bajo licencia de Creative Commons (Wikimedia Commons).
Paisaje; suelo sobre roca dura, autor: Nacho Benvenuty.

 

Un suelo es un conjunto de materiales superficiales de escaso espesor, dispuesto en capas u horizontes, en el que se asienta la vida y que es el resultado de la acción de distintos procesos físicos, químicos y biológicos sobre las rocas superficiales.

El suelo no es una entidad estrictamente geológica sino que en su génesis y desarrollo intervienen mecanismos biológicos y bioquímicos.

La ciencia especializada en el estudio de los suelos es la edafología, y está vinculada tanto a la geología como a la biología y la agricultura.

La importancia que tiene el suelo para el hombre es enorme pues es el asiento de la vida, es decir, es la base física de la mayor parte de los seres vivos, bien porque viven en él, sobre él, o bien porque obtienen su alimento de la vegetación que se desarrolla sobre el mismo.

Icono IDevice Para saber más

En el siguiente enlace se explica la historia de la edafología como ciencia y de  distintas concepciones del suelo a través de la historia.

Edafología. Agroned.