3.4.2. El análisis financiero a largo plazo

Icono IDevice Actividad1
El análisis financiero a largo plazo analiza la capacidad de la empresa para hacer frente a sus deudas a largo plazo, es decir, la solvencia futura o a largo plazo.

Utiliza tres ratios:

  1. Ratio de garantía estructural, de distancia de la quiebra o solvencia a largo plazo. Representa la capacidad de los activos de la empresa para hacer frente a todas las deudas de la empresa. Es una garantía de seguridad de que todos los acreedores van a cobrar sus deudas. Nos indica el volumen de activos de que dispone la empresa para hacer frente a sus deudas tanto a corto como a largo plazo.
Ratio de Garantía = Activo Total / Pasivo Exigible Total
  • Valor del ratio: este ratio debe ser siempre mayor que la unidad -valores recomendados entre 1,5 y 2,5- ya que el activo se enfrenta a todas las obligaciones y éstas no pueden ser superiores, porque en este caso estaríamos ante una situación de quiebra técnica. Este ratio trata de analizar la capacidad plena de endeudamiento que tiene la empresa, a diferencia de lo que ocurría con el ratio de solvencia financiera, que únicamente contemplaba la liquidez que generaba el activo circulante. Indica la seguridad que existe para los acreedores y la solvencia de la firma. Un coeficiente igual a 1 indica que no existen capitales propios por lo que la empresa estaría en una situación de quiebra técnica, ya que ni aunque vendiera todos sus activos tendría suficiente para hacer frente a sus deudas (pasivo exigible). Si su valor es 2 significa que por cada euro adeudado la empresa poseería elementos activos de 2 unidades.
  1. Ratio de autonomía financiera. Mide el grado de independencia financiera en función de la procedencia de los recursos financieros que utiliza. Nos va a indicar por cada unidad monetaria de recursos ajenos cuánto emplea la empresa de recursos propios.

Ratio de Autonomía Financiera = Patrimonio Neto / Pasivo Exigible Total

  • Valor del ratio: cuanto mayor sea menos dependencia tendrá la empresa de la financiación ajena. Este dato sirve como indicador de la estabilidad financiera que goza la empresa. En épocas de crisis interesa que el índice sea elevado, en épocas de crecimiento las empresas tienden a endeudarse más. Si el ratio se acerca a cero o tiene un valor negativo, significa que la empresa está al borde de la quiebra técnica. Un valor alto indica que la financiación ajena tiene poco peso en la empresa y por tanto los acreedores poca influencia sobre la misma.
  1. Ratios de endeudamiento total o apalancamiento. Es la relación inversa al ratio de autonomía financiera. Estudian la relación que existe entre la financiación ajena y los fondos propios. Nos va a decir, por cada unidad monetaria de recursos propios, cuántos recursos ajenos utiliza la empresa. Mide el riesgo financiero de la empresa, cuanto menor es este ratio menor es el riesgo financiero. A medida que el apalancamiento es menor, mejor es la situación financiera de la empresa.

Ratio de Apalancamiento = Pasivo Exigible Total / Patrimonio Neto

  • Valor del ratio: un valor alto indica que la empresa está muy endeudada. Por el contrario, un valor bajo indicará que la empresa está muy saneada financieramente. En términos generales, se puede recurrir al endeudamiento cuando la rentabilidad obtenida con la inversión sea mayor que el coste del capital o interés, pues al aumentar el endeudamiento se eleva la esperanza de rentabilidad financiera. A este efecto se le denomina apalancamiento.

Este ratio se puede dividir en dos:

  • Ratio de endeudamiento a largo plazo: indica el peso de la financiación ajena a largo plazo en relación con los fondos propios.

Ratio de Endeudamiento a L/P = Pasivo Exigible a L/P / Patrimonio Neto

  • Ratio de endeudamiento a corto plazo: indica el peso de la financiación ajena a corto plazo en relación a los fondos propios (aunque es un ratio a corto plazo, lo estudiamos aquí). El equilibrio del coeficiente de endeudamiento a corto depende del periodo medio de maduración. Se trata de que la empresa disponga de la liquidez suficiente con la que pueda hacer frente a las deudas que se vayan produciendo.

Ratio de Endeudamiento a C/P = Pasivo Exigible a C/P / Patrimonio Neto

Icono de iDevice Caso de estudio

La empresa "Aguas Vivas S.A." que hemos visto en un ejemplo anterior presenta el siguiente balance de situación ordenado por masas patrimoniales:

Activo Patrimonio neto y pasivo
Activo no corriente 118.000€ Patrimonio neto 160.000€
Construcciones 60.000€ Capital social 110.000€
Maquinaria 24.000€ Reserva legal 50.000€
Amortización A. inmovilizado material -8.000€ Pasivo no corriente o exigible a l/p 24.000€
Propiedad industrial 44.000€ Préstamos bancario a largo plazo 24.000€
Amortización A. inmovilizado intangible -2.000€ Pasivo no corriente o exigible a c/p 12.000€
Activo corriente 78.000€ Proveedores 12.000€
1. Existencias
 
Materias primas 40.000€
2. Realizable
Clientes, efectos comerciales a cobrar 20.000€
3. Disponible
Banco c/c 18.000€
Total activo 196.000€ Total pasivo (Patrimonio Neto + Pasivo exigible) 196.000€

Se pide calcular e interpretar los ratios de distancia de la quiebra, autonomía financiera y endeudamiento.