Tema 2. La narrativa durante la segunda mitad del siglo XIX en las literaturas de lengua inglesa

Icono IDevice Actividad de Lectura

Juan regala a María un DVD de la película dirigida en 2000 por Peter Medak para TV, basada en la novela David Copperfield de Charles Dickens, en la que el actor Hugh Dancy realiza el papel del joven David Copperfield. María resuelve inmediatamente una de las adivinanzas remitidas por Juan: "Seguro que te suenan los nombres de Oliver Twist y David Copperfield. ¿Sabes quién fue su creador?" Y se interesa por leer el texto original de esta novela publicada en 1850 en entregas mensuales y que en muchos aspectos hace referencia a la propia vida de Dickens.

Así, lee el siguiente texto de dicha novela (segunda parte, capítulo primero):

Imagen 1. David Copperfield. Autor
Zaphod.
Dominio Público

"Uno de los criados de la casa, modelo de respetabilidad en apariencia, había entrado al servicio de Steerforth en la universidad de Oxford. Taciturno, reservado, deferente siempre, presente donde le necesitaban y ausente del sitio donde hubiera podido estorbar, era apreciado por todos. Imposible sospechar de él nada que no fuera correcto, siendo tal su respetable aspecto y delicada conducta, que nadie pensó nuca en ponerle una librea1.

Con los demás criados se imponía de tal modo, que le hacían sus tareas mientras él leía el periódico. Su edad y su nombre eran un misterio para cuantos le conocían, respondiendo siempre al apellido de Littimer.
Uno de los distintivos de su carácter era la calma; no usaba superlativos, y sabía mantenerse en todo en un término medio.
Como casi podría decir que su principal misión consistía en servir a mi amigo como ayuda de cámara2, hacía el mismo ofico conmigo, y el primer día que desperté en la casa lo hallé en mi cuarto cepillando la ropa.
- ¿Necesita algo más el señor?- dijo un vez terminada la tarea -. La primera campanada para el almuerzo será a las nueve; a las nueve y media está toda la familia en el comedor y empiezan a almorzar.
Di las gracias a Littimer, añadiendo que no necesitaba nada, y haciendo una reverencia salió de mi cuarto, cerrando la puerta con tanto silencio como si hubiera estado durmiendo y dependiera mi vida de aquel sueño.
Desde aquel día sostuvimos todas las mañanas la misma conversación; ni una palabra más ni menos.
Dispensadme que hable de un hombre insignificante al parecer, pero en aquella ocasión me impresionó mucho, y más adelante ocurrió un suceso que obliga a mencionarle en mi historia."

CHARLES DICKENS. David Copperfield. Barcelona. Editorial Juventud. 1962. Traducción de Rosa Cabrera.

_________
1. librea: uniforme de gala que usan algunos empleados para desempeñar su oficio o profesión.
2. ayuda de cámara: sirviente que se ocupa de las cosas más íntimas de su amo, es decir, aquellas que se llevan a cabo en su cámara (habitación), como por ejemplo vestirlo, lavarlo, etc.

Teniendo en cuenta las características relativas a la novela realista señaladas en la unidad anterior, indica los rasgos más significativos que encuentras en este texto.



La narrativa en la segunda mitad del siglo XIX en los países de habla inglesa (Inglaterra y los Estados Unidos de Norteamérica) nos ofrece sus propias características diferenciadas de la tendencia realista-naturalista europea; aunque algunos autores, Charles Dickens y Mark Twain especialmente, tienen rasgos habituales en ese tipo de realismo. Estas características tienen su razón de ser tanto en el contexto socio-histórico como en la tradición literaria de cada país.

En Inglaterra, la "novela victoriana" está representada por autores memorables como Charles Dickens, Charlotte Brontë o George Eliot:

  • La llamada "novela victoriana" (reinado de la reina Victoria, 1837-1901) se desarrolla en un contexto de esplendor de la burguesía que impone su moral y sus ideas conservadoras. Una época con sus luces y sombras: en la década de los cuarenta buena parte de la sociedad inglesa sufre hambre, y tanto en la industria como en las minas las condiciones laborales son muy precarias; en la década de los cincuenta Inglaterra se convierte en la "fábrica del mundo", debido a la gran expansión productiva y exportadora; en lo que se refiere a su política interior vive un periodo de cierta tranquilidad (en 1832 se amplió el derecho al voto, que se hará universal para los hombres en 1867) y en la política exterior se afianza el Imperio Británico (la esclavitud fue abolida en 1833 en las colonias británicas).
  • En lo que se refiere a la literatura, es importante señalar el aumento de la producción de novelas; ahora se realizan entregas mensuales y no trimestrales, lo que hace más barato el producto y lo pone al alcance de más público. Con la gran repercusión de la novela romántica (Jane Austen) y de los grandes narradores del siglo XVIII (Henry Fielding y Laurence Sterne) la novela inglesa del XIX está poco influida por la novela extranjera y sus principales características son: pérdida de interés por la novela histórica y sentimental propias del Romanticismo; utilización de temas muy variados, muchas veces de carácter social, aunque pervive cierto sentimentalismo; hipocresía al tratar asuntos relacionados con el amor y la sensualidad, para no herir las convenciones de la puritana sociedad inglesa; realista y humorística, se centra en la descripción y análisis de la interioridad de la vida familiar; la expansión colonial de Inglaterra hace que aparezcan un número significativo de importantes novelas de aventuras.

Durante la segunda mitad del siglo XIX escriben en Estados Unidos los considerados clásicos nacionales de este país: Mark Twain, Nathaniel Hawthorne y Herman Melville.

  • En lo que se refiere al contexto histórico lo más reseñable es la rapidísima expansión que se produce en el país: en la población se pasa de diez millones de habitantes en 1820 a más de treinta millones en 1860; la producción industrial alcanza en valor a la hasta entonces más significativa producción agrícola y en lo que se refiere al territorio es el periodo de gran crecimiento hacia el Oeste.
  • En literatura, aunque Estados Unidos recibe el legado cultural de Europa, aporta también a la literatura occidental su propio sello. Estas son algunas de sus características: tendencia a la expresión concreta; se centra en el presente y se valora la juventud y la energía; su protagonista no es, como en la literatura europea, un hombre de ciudad sino alguien que vive aislado y en soledad, a campo abierto; ese héroe quiere "hacerse a sí mismo", quiere ser capaz de ser alguien, de lograr éxito en la vida (lo que se denomina "el sueño americano"); otro de sus temas predilectos es la libertad, que muchas veces está en lucha con los principios de una sociedad con valores conservadores, puritanos.

Curiosidad

David Copperfield ha sido una de las novelas de Dickens que ha provocado mayor interés entre los más grandes directores y guionistas de cine. Por esa razón se ha llevado varias veces a la pantalla: en 1935 George Cukor realizó una excelente versión muy ajustada al texto original; de 1969 hay otra adaptación de Delbert Mann; en 1999 encontramos la versión que realizó Simon Curtis para la BBC y en 2000 la ya mencionada de Peter Medak de la que puedes ver a continuación un tráiler: